domingo, 20 de noviembre de 2016

Laura León, XXXI Premio Andalucía de Periodismo.



Sé que no debería ser noticia, pero esta semana lo es doblemente el fallo del Premio Andalucía de Periodismo, ya que por primera vez en 31 años ha recaído en una mujer, Laura León. No voy a volver ha aburriros con mis ideas sobre la igualdad entre hombres y mujeres, pero si que tengo que reconocer mi inmensa ignorancia al desconocer el trabajo de esta compañera sevillana que gracias a este premio acabo de descubrir.

El trabajo del fotoperiodista, fotógrafo o fotógrafa, siempre ha sido muy duro, pero hoy día creo que aún más. Como en tantas profesiones, la de reportero gráfico ha estado copada tradicionalmente, aunque con importantes excepciones, por hombres. Hoy las cosas han cambiado mucho y cualquier mujer puede elegir trabajar en la profesión que desee, aunque creo que ellas, y el que no lo reconozca es que está ciego, lo tienen más difícil. Es la sencilla realidad de nuestra sociedad. Puede sonar a discurso político, pero estos reconocimientos a compañeras son muy necesarios para normalizar la profesión.

Por lo que he podido apreciar en la web de Laura su trabajo es de una gran calidad. En ella alterna trabajos personales cercanos a cierto conceptualismo con el reportaje social más actual. Pero no nos equivoquemos, también en su biografía veo los mismo problemas de tantos compañeros hombres que ante la falta de estabilidad profesional han tenido que emigrar para poder sobrevivir de la profesión que aman. Y también vislumbro unos intereses y una visión propia de nuestro tiempo y de nuestra sociedad que es común en muchos profesionales del fotoperiodismo. Porque en las profundidades o en la superficie, hombres y mujeres, fotógrafas y fotógrafos, no somos tan diferentes, somos personas que intentamos encontrar nuestro camino en esta carretera que es la vida.

Felicidades Laura.


  

jueves, 3 de noviembre de 2016

José Widen, pionero de la fotografía cordobesa.

1857 José Widen, fotografía iluminada. Retrato de una señora. Museo del Prado, Madrid.


En Córdoba, muchos consideramos como padre de la fotografía local al retratista cordobés J. Albors. Pero por desgracia son muy pocos los datos que conocemos de este autor. Del que si hemos logrado una mayor información es del que podríamos considerar como segundo autor local por su prolongada estancia en la ciudad, José Widen. De este fotógrafo ya publiqué numerosa y novedosa información en 2007 en el libro La Mezquita de Plata, fotografías y fotógrafos cordobeses 1839-1939. Pero en esta entrada he querido recopilar los principales datos existentes del fotógrafo, tanto míos como de otros autores, así como la importante información biográfica obtenida este verano en los padrones municipales de Córdoba.

José Widen nace en 1826(1) en Wellnitz, en la actual República Checa(2). Aparece en España en 1850 como miniaturista y fotógrafo en la ciudad de Valencia bajo el nombre de Jose Wieden(3). Apellido que modifica por una versión más fácil de pronunciar, Widen. En la capital valenciana se casa, tiene un hijo y monta estudio junto al fotógrafo local Juan José Barreda en la plaza de la Constitución, 8. Una sociedad que apenas dura unos meses ya que en julio de 1850 el fotógrafo ya se anuncia en solitario en la prensa local. 



















1854 José Widen. Daguerrotipos. Colección Yáñez Polo.



En 1854 tras varios viajes por la geografía nacional entre Madrid, Cádiz y Santa Cruz de Tenerife, llega el 7 Junio de 1854 a Córdoba (4), donde se instalará durante una década. Aquí creará una de las galerías de retrato más prestigiosas de la ciudad. Widen es uno de los primeros fotógrafos colodionistas de Córdoba, aunque José todavía realiza daguerrotipos, a partir de doce reales. Su nivel técnico era muy elevado, pues dominaba los más diversos procesos al colodión, como el elitista ivorotipo (fotografía al colodión sobre marfil), la celoidina (colodión sobre papel) o el recién patentado ambrotipo (James Ambrose Cutting, Boston 1854). 




















1858 Ca. José Widen. Tarjeta de visita a la albúmina. Colección particular.


Sólo unos meses después de instalarse en las callejas del Portillo 11, José traslada su estudio a la calle Munda 8, donde dispone de un gran estudio en el que incluso cuenta con una habitación para que sus clientes puedan cambiarse de vestuario para los retratos. Además, Widen amplía su gama de servicios fotográficos, con trabajos que van de la miniatura para joyas al iluminado de sus retratos, así como la popular tarjeta de visita y acabados en marcos y petacas. Una emulsión, el colodión húmedo, para la que ya es indiferente que el día esté nublado para realizar una toma correctamente. No obstante, parece que Widen no era sólo retratista y ocasionalmente sacaba su cámara a la calle, como aparece en una información del Diario de Córdoba, que elogiaba una bella fotografía de la Custodia de Arfe tomada en la calle Pedregosa, hoy Blanco Belmonte, durante la procesión del Corpus de 1859. Ya a finales de la década de 1850, Widen se establece en la calle Comedias o del Baño, hoy Velázquez Bosco, donde reconocía unos ingresos anuales de 900 reales y donde también nacerá su hija. Este domicilio, junto a la Mezquita Catedral, nos reafirma en lo extraño que es que José no trabajara la fotografía de vistas o monumental en una ciudad del patrimonio histórico de Córdoba. 

A partir de 1865 perdemos la pista de José en Córdoba, ubicación que recuperan los investigadores jienenses Isidoro Lara Martín-Portugués y Emilio L. Lara Portugués, quienes o ubican en 1868 en la bella localidad de Baeza(5), donde continua trabajando los retratos en formato tarjeta de visita. No conociéndose más noticias del autor a partir de 1870.

















1865 Ca. José Widen. Tarjeta de visita. Colección particular.





En la actualidad, José Widen es un autor muy valorado por los especialistas a nivel nacional, aunque su obra conocida es escasa y se encuentra muy dispersa entre coleccionistas privados y algunas piezas conservadas en el Museo del Prado y el Instituto del Patrimonio Histórico Español.

Bibliografía:
1. Padrones municipales de Córdoba.
2. Eloy Martínez Lanzas en http://colecciondeminiaturas.blogspot.com.es/2011/03/miniaturistas-y-fotografos.html
3. José Huguet Chanzá en Historia de la fotografía valenciana.
4. Antonio Jesús González en La Mezquita de plata, un siglo de fotografías y fotógrafos cordobeses, 1839-1939.
5. Isidoro Lara Martín-Portugués y Emilio L. Lara Portugués en La memoria sepia. Historia de la fotografía jiennense desde los orígenes hasta 1920.

lunes, 24 de octubre de 2016

Paco Puentes



Hace tiempo que no volvía a esta miniseccción del blog y quizás en un día tan lluvioso como hoy sea un buen plan para disfrutar secos, los que podáis, de buenas fotos.  Paco Puentes es un fotoperiodista cordobés afincado hace ya años en Sevilla pero que sigue muy ligado a nuestra ciudad, donde se formó en la Escuela de Artes y Oficios. Ha trabajado en importantes medios sevillanos como El Correo de Andalucía o Estadio Deportivo y en la actualidad colabora con el diario El País y la Agencia Efe. Además, Paco ganó el premio Andalucía de periodismo en el año 2012. Aunque, su trabajo, como el tantos fotoperiodistas de la actualidad, se mueve entre la imagen fija y el vídeo, medio que realiza con mucho gusto. A lo que hay que sumar una interesante obra personal que se mueve entre lo onírico y una estética contemporánea. En definitiva un fotógrafo que sabe mirar para mostrar una imagen propia.

Bueno, no me enrollo más, si queréis disfrutar de un buen rato viendo fotos os dejo los enlaces a su web y a sus galerías gráficas de El País.






martes, 4 de octubre de 2016

18.000 € por la Leica de Korda que inmortalizó al Che.

























Hace no mucho tiempo leí que la fotografía más reproducida del mundo era la icónica foto

del Che Guevara que realizara el fotógrafo cubano Alberto Díaz Korda. Hoy un coleccionista privado ha pagado en una subasta online 18.000 € por la Leica que uso para realizarla. Sin duda, esto de la fotografía se está empezando a convertir en un negocio para algunos, batiéndose cifras record casi cada año para la fotografía más cara, 6,5 millones de dólares para el australiano Peter Let, los 720.000 € por la cámara diseñada por Daguerre o ya a nivel local los más modestos 3.000 de la foto de Clifford o los 6.000 por la de Cartier Bresson.

Pero recalco lo de algunos, porque quien le iba a decir al pobre Korda que su Leica iba a costar 3 millones de las antiguas pesetas, cuando estuvo exponiendo en Córdoba en la Bienal de 1991. Si no me falla la memoria, vendía a 5.000 pts. copias originales de la foto del Che. Mañana todos los informativos hablaran del dinero por el que se ha vendido, pero de lo que seguro no hablarán es de la lucha del fotógrafo durante toda su vida por los derechos y la dignidad de su trabajo.

Así que, oficialmente el capitalismo ha declarado a la fotografía objeto de especulación. 
Si el Che levantara la cabeza lo mismo no se hubiera dejado fotografiar.



lunes, 19 de septiembre de 2016

La voz de Capa



Hace unas semanas María Eugenia Vilchez, compañera periodista en Radio Córdoba, me paso el enlace de un documento único: una entrevista al gran Robert Capa. Se trata de un programa de radio estadounidense de 1947 que ha recuperado el ICP y que han colgado en este vídeo, donde podemos disfrutar de la única entrevista de radio o televisión que se conoce.

"La entrevista muestra un Capa muy elocuente. Su estilo fácil subraya su tendencia innata de autodesprecio, el humor y la narración. La entrevista comienza con historias de su reciente viaje a la URSS con John Steinbeck y luego se vuelve hacia otros temas: el póquer, la invención de su nombre, su supuesta última imagen de la guerra tomada de un soldado estadounidense que murió en Leipzig en abril de 1945. Pero es Capa el que trae su famosa imagen "Muerte de un miliciano" y describe la forma en que se hizo. Él dice: "La imagen del premio nace en la imaginación de los editores y el público que los ve." Es el único comentario público que tenemos directamente de él sobre esta imagen famosa". (Fuente: ICP - International Center of Photography)
Sin duda, un documento único en el que podemos conocer su voz, aunque algunos por desgracia no podremos disfrutarla al completo por nuestro pésimo inglés.

PD:

Al editor del vídeo se le ha colado una foto que no es de Capa si no del gran Joseph Koudelka de la invasión soviética de Praga.

miércoles, 14 de septiembre de 2016

Nueva temporada expositiva.





Este año se le han adelantado a Afoco y el Real Círculo de la Amistad de Córdoba inauguró la semana pasada la primera muestra fotográfica de la temporada en Córdoba con "LAS MIRADAS DE HUENE EN LA TIERRA DEL PINTOR JILANI ABDUL WAHAB". Se trata de una exposición del prestigioso fotógrafo de moda ruso George Hoyninguen. Un interesante trabajo en el que este autor aborda un precioso estudio sobre el retrato durante un viaje al Túnez de los años 30. La muestra recopila copias de época y sólo estará abierta hasta el día 19 de septiembre.

Mientras Afoco fiel a su cita con su programación expositiva inaugura mañana 15 de septiembre a las 21:00 horas dos exposiciones en su sede de Ciudad Jardín. Una del fotoperiodista sevillano Many Roca en la que compila parte de sus trabajos de la década de los 80 y 90 para The Washington Post. Así como una segunda muestra sobre fotografía antigua recopilada por los socios del club en sus álbumes familiares. Dos interesantes citas para volver a disfrutar con la fotografía en Córdoba.





domingo, 11 de septiembre de 2016

Daguerreando.


A pesar del calor poco a poco todos nos vamos incorporando a la normalidad y ya tenemos aquí el nuevo curso fotográfico. Ha sido un verano muy intenso en el que he aprovechado para investigar, escribir, no hacer ni una foto y este año hasta me ha dado tiempo a realizar un increíble taller sobre daguerrotipo Bequerel en Javea, Alicante. Un curso impartido por el Taller de Daguerrotipo con las expertas en procesos antiguos Nina Zaragoza y Hélène Vedrenne. La experiencia ha sido fabulosa. Una auténtica pasada trabajar con placas de cobre plateadas que había que pulir y pulir hasta que parecían espejos, hacer las tomas con una cámara de gran formato Sinar, revelar físicamente al sol, muy duro en plena ola de calor de julio, y encapsular entre cristal estos pequeños milagros de la química. Ahora si sé lo que hacían, pensaban y sentían los pioneros de la fotografía, cuando realizaban un daguerrotipo. Una auténtica aventura siempre con un resultado incierto. 
Aquí os dejo una muestra.